Día 1: descubriendo Shinjuku

En las más de 12 horas de vuelo apenas dormimos un par de horas, pero eran las 15h y ¡estábamos en Japón!. No había ni un minuto que perder. Nos dimos una ducha y salimos a recorrer la ciudad de Tokio.

Todavía no habíamos comido y queríamos picar algo rápido por lo que optamos por comprar algo en un supermercado. Los Family Mart o Seven Eleven son los supermercados más habituales que pudimos ver por las calles de Japón. Me encanta recorrer los supermercados de distintos países ya que es muy curioso comprobar las distintas variedades de productos que se venden en cada sitio.

Compramos un popurrí de cosas para probar y decidimos sentarnos en un pequeño parque próximo al supermercado

Visita a nuestro primer templo

Cruzamos la calle y allí mismo estaba el que iba ser el primer templo que íbamos a visitar en nuestra aventura asiática. Era el Zojoji temple que se encontraba a tan sólo 10 min andando desde nuestro hotel.

La entrada es gratuita, y se trata de un templo bastante impresionante sobre todo por las vistas del templo junto a la Torre de Tokio.

Entrada-al-Zojoji-temple

Entrada al Zojoji Temple

Zojoji-temple-Tokio-Charradeta

Zojoji Temple con vistas a la Torre de Tokio

Interior-Zojoji-Temple

Interior del Zojoji Temple

Zojoji-Temple-Tokio

Incienso y entrada a otro edificio del Zojoji Temple

Zojoji-Temple-estatuas

Estatuas Zojoji Temple

Tokio desde las alturas

Nuestra siguiente parada era el barrio de Shinjuku. Para ello con nuestro Japan Rail Pass tomamos la Yamanote Line hasta la estación de Shinjuku.

Desde allí andamos 10 minutos entre impresionantes rascacielos hasta el Tokyo Metropolitan Government, que es el Ayuntamiento de Tokio. Dos grandes torres coronan el edificio, ambas se pueden visitar y lo más importante ¡la entrada es gratuita!

Nosotros solo subimos a una de las torres por tema de horarios. Fue la mejor forma de comenzar nuestro viaje, observando la enorme ciudad de Tokio desde uno de sus edificios más altos, con nada más y menos que 243 metros de altura. Los horarios de cada una de las torres son:

Observatorio norte: de 9:30 a 23 horas.
Observatorio sur: de 9:30 a 17:30 horas.

Tokyo-Metropolitan-Government

Edificio Tokyo Metropolitan Government

Vistas-de-la-ciudad-desde-Tokio-Metropolitan-Government

Vistas de la ciudad desde el Tokyo Metropolitan Government

Vistas-de-Tokio-desde-Tokyo-metropolitan-government

Vistas de Tokyo

Tras disfrutar de estas magníficas vistas paseamos por este barrio de negocios hasta llegar a la zona más comercial de Shinjuku. De camino, nos encontramos con la famosa escultura LOVE rodeada de edificios enormes. Se encuentra cerca del edificio Shinjuku I-LAND y relativamente próxima a la entrada oeste de la estación de Shinjuku.

Cruce-en-Shinjuku

Cruce en Shinjuku

Shinjuku-restaurante

Curiosa fachada de un restaurante en Tokio

¡Sushi-Man!

Shinjuku es uno de los barrios más modernos y cosmopolitas donde la noche deja paso a las luces de neón. Allí en mitad de una turística calle cenamos en un curioso restaurante de sushi. Por fuera no llamaba para nada la atención, pero nos fijamos que casi todo el mundo que entraba o salía era gente local, así que allí que fuimos.

Restaurante-de-sushi-en-Shinjuku

Restaurante de sushi

Había que bajar unas escaleras y llegabas a una barra con una cinta transportadora que rodeaba a 4 hombres mayores cocinando sushi. Alrededor un montón de banquetas en las que sentarte a comer. Entramos y nadie hablaba inglés, nos sentamos y delante nuestro teníamos un grifo que servía agua hirviendo para tomar té.

Preguntamos a uno de los hombres si hablaba inglés, el señor todo simpático asintió, sonrió y se giró. Segundos después nos entregó un plato de sushi con gamba. No sé qué entendería pero estaba muy bueno, así que decidimos quedarnos a cenar allí. No había mucha gente y casi todos eran japoneses; llegaban, comían y se marchaban rápidamente.

La verdad que estaba delicioso. Aprovechamos para probar nuevos tipos de sushi aunque he de confesar que los que llevan huevas naranjas no me gustaron nada. Pero todo lo demás estaba exquisito y además fue una de las cenas más baratas de nuestra estancia. Aproximadamente pagamos unos 15€ entre los dos.

shinjuku-recreativos-taito

Edificio de los recreativos Taito en Shinjuku

Noche en Shinjuku

Con el estómago lleno paseamos por las iluminadas calles y entramos en los famosos recreativos Taito donde nos quedamos fascinados con la cantidad de máquinas recreativas que tienen y su afición por estas. Era hipnótico ver cómo algunos jóvenes japoneses jugaban sin apenas parpadear. A nosotros nos encantan los videojuegos y este tipo de máquinas por lo que disfrutamos un montón incluso probamos a jugar a una máquina que nunca había visto y que parecía fácil, pero os aseguro que una vez que pruebas hay que pillar el truco.

Recreativos-Taito

Cartel de plantas en el edificio Taito

Mario-Kart-en-recreativos-Taito

Mario Kart en los recreativos Taito

Shinjuku-de-noche

Calles de Shinjuku de noche

Shinjuku-nenones-nocturnos

Shinjuku y sus carteles iluminados

Agotados después de lo que fueron dos días casi sin dormir nos fuimos al hotel para reponer fuerzas y seguir con más energía al día siguiente.

Os dejamos un vídeo en el que podéis ver nuestras aventuras y peripecias de nuestro vuelo y primer día por Japón. ¡Esperamos que os guste!